GUÍA de AYUDA para aprender a Invertir en Bolsa a Largo Plazo con Fondos Indexados [eBook 2019 GRATIS]

Del tipo de inversión que trata esta guía se le conoce de muchas maneras. Gestión pasiva, inversión boglehead, inversión en índices, gestión indexada, inversión pasiva, etc. Quédate con el que más te guste. Lo importante es el resultado final.

Se trata de una forma de invertir sencilla que cualquiera puede poner en práctica. Y además, es buena, bonita y barata. Pero aunque sea sencilla, se hace necesario disponer de un plan. Éste es el aspecto clave para llevarla a cabo con éxito. Acudir a los mercados financieros sin él, es sinónimo de fracaso. E incluso teniendo uno, si es muy complicado de ejecutarlo, también.

La inversión indexada, que ni es difícil ni requiere esfuerzo, facilita mucho la tarea de crearlo, y sobre todo seguirlo. Aquí es donde fallan la mayoría. Lo que quizás te pueda resultar más complicado de todo sea ponerlo en marcha. Pero tener las ideas bien claras desde el principio te ayudará a dar el primer paso. Te lo aseguro.

Mi objetivo con esta guía es que aprendas a crearte tu propio plan de inversión, único y personalizado, apoyándote en la mejor herramienta que existe en el mundo para invertir en Bolsa. Estoy seguro que te será muy útil para conseguir los objetivos financieros que te propongas, ya sea rentabilizar los ahorros, llegar a la jubilación en las mejores condiciones o conseguir la libertad financiera.

¡Atención!

Este artículo es parte del contenido que puedes en encontrar en el Ebook que recibirás de forma gratuita si te suscribes al blog a través de los formularios que aparecen al final de este artículo. Si ya eres suscriptor, ya lo habrás recibido 😉

Guía de Ayuda para Invertir en Bolsa con Fondos Indexados

¡No olvides seguir el blog!

Antes de nada, conoce las amenazas a las que te vas a enfrentar

En los mercados financieros hay mucho peligro. Nadie te va a regalar nada, y para más inri estás tú solo. Cuando empiezas partes con clara desventaja. Es bueno reconocerlo. La parte positiva es que si llevas a la práctica cada uno de los puntos de esta guía, nada ni nadie podrá impedir que llegues a la cima. Obtener el éxito solo depende de ti.

La principal amenaza reside en tu interior y, ya sea por falta de conocimiento o por dejarte llevar por las emociones, puede hacer acto de presencia en cualquier momento. Pero no es la única. También existen otras amenazas revoloteando a tu alrededor desde el primer momento que consideras la opción de invertir.

Basándome en la útil y acertada clasificación que aparece en el libro La Guerra Financiera Asimétrica, te advierto de los grandes peligros que existen en el mundo inversión.

Las cinco grandes amenazas para el inversor particular

01

La inflación

La inflación es enemiga de cualquiera, invierta o no. Año tras año, los precios de los productos y servicios suben, sin embargo no ocurre lo mismo con el valor del dinero que se encuentra en la cuenta corriente, en un depósito o debajo del colchón. Entre los años 1999-2017, la subida media anual de los precios (inflación) según los datos anuales del IPC (Índice de Precios al Consumo) ha sido del 2,23 %. Esto llevado a la práctica quiere decir que para comprar en el año 2017 lo que podías comprar en el año 1999 con 10.000 €, te harían falta unos 15.500 €. En otras palabras, en 2017 los 10.000 € del año 1999 seguirían siendo 10.000 €, pero con un 35 % menos de poder adquisitivo.

02

Los impuestos

Ignorar la fiscalidad en la inversión no es recomendable. Los impuestos son unos de los principales obstáculos que te vas a encontrar en el intento de obtener rentabilidad. Y aunque pagar impuestos por los beneficios es obligatorio, existe una manera (legal) de retrasar el pago. Consiste en realizar una inversión enfocada en el largo plazo empleando productos eficientes fiscalmente como lo son los fondos de inversión.

03

Los bancos

Pedir consejo al banco para rentabilizar los ahorros tampoco es una buena idea. Su objetivo principal es atiborrarse a comisiones a costa tuya. Por esta razón nunca te van a ofrecer el producto que más te convenga, si no el que les deje un mayor margen. Y aunque de verdad quisieran ayudarte, no sabrían. La mayoría del personal que trabaja allí no tiene los conocimientos adecuados ni tampoco las mejores herramientas.

04

La industria de los fondos de inversión

Como ocurre con el sistema bancario, la industria de gestión de activos tampoco está para ayudarte. Los fondos de inversión son la mejor opción que tienes para invertir tus ahorros, pero esto no significa que sean todos apropiados. Debes ir con mucho ojo, sobre todo con los de gestión activa. Hay dos razones para ello. La primera, los pobres resultados que obtienen y la segunda, las comisiones.

05

Los intermediarios financieros

El intermediario financiero, también conocido como bróker, vive de las comisiones. Como ocurre con los bancos y la industria, intentarán meterte la mano en el bolsillo en cuanto te despistes. Pero tampoco puedes escapar del todo. Los necesitas. Por eso, es importante que aciertes con el bróker que elijas para invertir en Bolsa. Y una vez te hayas decidido, también es importante que te mantengas firme ante sus campañas de marketing y recomendaciones bursátiles.

La inversión indexada, la mejor opción para rentabilizar tus ahorros

Invertir se puede hacer de dos formas: siendo activo o siendo pasivo. Es el eterno (y estéril) debate entre los secuaces de la gestión de activos en este país. Para que te sitúes rápidamente en el debate, voy a hacer un símil con la inversión inmobiliaria. Vayamos a lo más alto de la reciente burbuja inmobiliaria. ¿Qué tipo de inversor crees que lo ha podido llevar mejor desde entonces? ¿El inversor (activo) que compró en ese momento buscando obtener beneficios porque creía que compraba barato, o el inversor (pasivo) que también compró en ese momento pero con el objetivo de obtener rentas mediante el alquiler?

Volviendo de nuevo a los mercados financieros, los inversores activos son los que emplean su conocimiento para especular con los precios. Según dicen, es la profesión más difícil del mundo. La mayoría de los que participan en los mercados siguen estrategias de este tipo con la intención de obtener rentabilidades superiores a las que ofrece el mercado. Por ejemplo, hay quienes invierten en acciones de empresas que gozan de alguna ventaja competitiva y que consideran que cotizan con descuento. Y también quienes acuden a gráficos de cotizaciones de acciones para anticiparse a los movimientos del mercado, trazando sobre ellos infinidad de líneas de tendencia supuestamente premonitorias.

Y por otra parte están los inversores pasivos, que son más de comprar y mantener sin complicarse la vida conformándose con las rentabilidades que ofrece el mercado.

Cuando un inversor pasivo invierte con fondos indexados entonces surge la inversión indexada. Esta forma de inversión es cada vez más seguida por los ahorradores de este país, aunque todavía muy lejos de los números de EEUU. Está en auge por el simple hecho de que es la forma de invertir más apropiada para el inversor particular. No hace falta ser un experto porque es muy sencilla de hacer, y tampoco implica dedicarle mucho tiempo al cabo del año porque la toma de decisiones es mínima.

El éxito de la inversión indexada se fundamenta en dos aspectos.

Primero, en establecer un plan de inversión atendiendo a estos tres puntos:

  • Cómo repartir el dinero entre los activos de renta variable (o acciones) y de renta fija (o bonos).
  • Qué fondos indexados elegir dentro de cada activo (y bróker).
  • Y cómo y cuándo hacer el mantenimiento de la cartera.

Y segundo, y una vez empiezas a invertir, en aferrarte al plan contra viento y marea.

Pero antes de entrar en más detalles sobre la elaboración del plan, es necesario que conozcas más a fondo la extraordinaria herramienta en la que se sustenta una cartera de inversión indexada. Que no es otra que los fondos indexados.

¿Qué es un fondo indexado?

Un fondo indexado, también conocido como fondo índice (index fund en inglés), es un fondo de inversión que replica la evolución de un índice bursátil.

Los fondos indexados son fondos de inversión de gestión pasiva porque, a diferencia de los de gestión activa, detrás de ellos no hay gestores que tras análisis macroeconómicos, fundamentales o técnicos, compren y vendan con el objetivo de batir al índice de referencia. La tarea de la gestora de un fondo indexado consiste simplemente en invertir en las mismas empresas que las que forman el índice (y en las mimas proporciones), con el objetivo de lograr su misma rentabilidad.

Los fondos indexados, la "locura" de John Bogle

John Bogle - Vanguard

John Bogle - Vanguard

El concepto que hay detrás del fondo indexado se debe a la compañía Vanguard, en concreto a su fundador John Bogle (1929-2019).

Desde su inicio en 1975, Vanguard se destacó como una empresa de inversión muy diferente a las demás. Es algo parecido a una cooperativa de inversores. Se fundó con el revolucionario propósito de que la compañía tenía que ser propiedad de sus clientes. Todas las decisiones de Vanguard giran en torno a ellos. Reducirles los costes de inversión era y es su máxima prioridad.

Vanguard surge de llevar a la práctica la idea que rondaba por la cabeza de John Bogle desde el final de su etapa universitaria (1951). Se basaba en que la mayoría de los fondos de inversión de gestión activa no superaban las rentabilidades de los índices bursátiles. Justo por aquella época en la que Vanguard empezaba su actividad, asomaban estudios académicos que daban valor a sus planteamientos, como por ejemplo el de Paul Samuelson, el primer norteamericano en ganar el Premio Nobel de Economía.

El primer fondo indexado lanzado por Vanguard no se hizo esperar. Fue en 1976 y recibió el nombre de First Index Investment Trust. Hoy en día se conoce como Vanguard 500 Index Fund y replica al índice bursátil S&P 500, el cual está formado por las 500 empresas con mayor valor de la Bolsa de EEUU.

El fondo no tuvo una acogida muy prometedora. En su primer año tan solo se vendió a través de unos pocos intermediarios. La comisión que les dejaba era de las más bajas del mercado por lo que no habían muchas entidades dispuestas a comercializarlo. Y tampoco Vanguard estaba por la labor de elevar las comisiones del fondo a los inversores para aumentar el número de distribuidores.

En 1977 Vanguard decidió pasar al ataque. Abandonó el modelo de distribución a través de intermediarios y comenzó a vender el fondo directamente al público, permitiendo que el inversor se ahorrase todas estas comisiones. Esta decisión fue ridiculizada por toda la industria de fondos de inversión, que como medida para proteger sus intereses calificó a los fondos indexados como "La locura de Bogle". Llegaron incluso a distribuir carteles de propaganda con la imagen del Tío Sam con el lema: "Acaba con los fondos indexados ¡Son anti-americanos!"

Fondos Indexados - Anti-americanos

Los primeros años fueron duros para Vanguard. Además del rechazo de la industria, el concepto de fondo indexado era muy nuevo para el mercado y las campañas de marketing para darlo a conocer entre los inversores particulares eran muy costosas.

Fue diez años después, en 1986, cuando Vanguard creó su segundo fondo indexado, esta vez uno de bonos que replicaba al índice representativo del mercado total de bonos de EEUU Lehman Brothers® Aggregate Bond Index, convirtiéndose en sus primeros diez años en uno de los fondos de inversión más grandes del momento. Este fondo se conoce en la actualidad como Vanguard Total Bond Market Index Fund.

La presencia de Vanguard en la industria empezó a coger importancia. Tan solo un año más tarde creó el tercer fondo indexado (segundo de renta variable) denominado hoy en día Vanguard Extended Market Index Fund. Replicaba al índice bursátil Wilshire 4500 Equity Index, índice representativo del mercado global de acciones de EEUU de empresas de media y pequeña capitalización. Este fondo se consideró como complemento del Vanguard 500 Index Fund (las acciones de las 500 compañías del índice S&P 500 no se incluían).

Los bajos costes ofrecidos por Vanguard siempre han sido un factor importante en el buen desempeño de sus fondos. Esta superioridad empezó a llamar la atención de los inversores que fueron llegando en masa a la compañía. Y aunque a Vanguard tardó catorce años en reunir sus primeros 1.000 millones de dólares (1$ Billion en inglés americano), en los últimos años de los 90, recibió tal cantidad de dinero de los inversores, que incluso la suma de las tres siguientes compañías de fondos más grandes del momento se quedaba por debajo.

Hoy en día Vanguard es el proveedor más grande de fondos indexados y ETFs que existe, y el segundo por detrás de BlackRock teniendo en cuenta toda la tipología de fondos de inversión. Gestiona la suma de 5 billones de dólares (5$ Trillion en inglés americano) pertenecientes a sus inversores-propietarios. Gracias a Vanguard todos ellos se han ahorrado infinidad de costes, los cuales han pasado a formar parte de la rentabilidad de sus inversiones. Además, también ha provocado que la competencia baje sus comisiones beneficiando al inversor particular en general.

Warren Buffett recomienda los fondos indexados

La cartera indexada de Warren Buffett

Warren Buffett

Warren Buffett, el inversor más exitoso de la historia, es un gran defensor de los fondos indexados. A pesar de que casi la totalidad de su riqueza la ha conseguido mediante el Value Investing, considera los fondos indexados como la herramienta perfecta para el inversor particular.

Warren Buffett ha comentado en muchas ocasiones que parte de su herencia, en concreto la que tiene en efectivo, se invertirá en un 90 % en un fondo indexado al S&P 500 de muy bajo coste (el 10 % restante en bonos del Estado a corto plazo) y será gestionado por un fiduciario en beneficio de su actual esposa Astrid Menks, 16 años más joven que él. La parte de su patrimonio que se encuentra en forma de acciones de Berkshire será repartida en su totalidad entre organizaciones filantrópicas.

Warren Buffett dejó muy clara su preferencia por los fondos indexados en la carta anual del año 2013 dirigida a los accionistas de su empresa.

Fragmento de la carta al accionista de Berkshire del ejercicio 2013

**************

Cuando Charlie y yo compramos acciones de una compañía (lo cual consideramos como comprar parte de un negocio) nuestro análisis es muy similar al que utilizamos cuando adquirimos empresas en su totalidad. Primero vemos si podemos hacer una proyección de sus ingresos a 5 años como mínimo. Si la respuesta es sí, compraremos las acciones si se venden a un precio razonable en relación a nuestra valoración. Sin embargo, si no podemos estimar sus ingresos futuros (que suele ser lo más normal) la descartamos y pasamos a valorar otras opciones.

En los 54 años que llevamos juntos, nunca hemos descartado una compra atractiva debido al entorno macro o político o las opiniones de otras personas. De hecho, estos temas ni siquiera surgen cuando tomamos las decisiones de inversión.

Es esencial, sin embargo, que reconozcamos donde empieza y acaba nuestro círculo de competencia y sobre todo permanezcamos dentro. Incluso aunque no nos salgamos de él cometeremos algunos errores, tanto con la compra acciones como con la adquisición de empresas. Pero aun así, no son tan desastrosos como otros que ocurren, como por ejemplo, cuando un gran mercado alcista anima a comprar a las masas con el objetivo de no perdérselo bajo ningún concepto.

La mayoría de inversores no se toman el análisis de empresas como una prioridad en sus vidas, aunque si fuesen inteligentes, concluirían que no son especialistas en ningún negocio como para intentar estimar el potencial de beneficio de una compañía.

Aunque tengo buenas noticias para todos ellos: El inversor particular no requiere de esta habilidad. Los negocios estadounidenses, en conjunto, lo han hecho de maravilla con el tiempo y seguirán haciéndolo (aunque, con toda seguridad, con algún que otro traspiés). En el siglo XX, el índice Dow Jones Industrial avanzó de 66 a 11.497 puntos, pagando una suma importante de dividendos por el camino. El Siglo XXI, estoy seguro, será testigo de mayores avances. El objetivo de los inversores particulares no debe ser elegir a las acciones ganadoras (ni él ni sus gurús pueden conseguirlo) sino que debe ser adquirir una parte representativa de las empresas que en conjunto están obligadas a hacerlo bien. Con un fondo indexado al S&P 500 de bajo coste conseguirán este objetivo.

Ésta es la mejor decisión que puede tomar un inversor particular, aunque el momento de invertir también es importante. El principal peligro para el inversor que da sus primeros pasos en la inversión es que lo haga cuando el mercado se encuentra en un momento culminante y de extrema exuberancia, y luego se desilusione cuando su inversión se ponga en pérdidas.

El antídoto para esta complicada situación es acumular acciones durante ese periodo y no venderlas nunca, a pesar de que las noticias que le lleguen sean malas o las acciones se encuentren muy lejos de sus máximos. Siguiendo estas reglas, el inversor que no quiere saber nada de lo que digan los medios, que diversifica y que mantiene sus costes a raya, con total certeza, obtendrá resultados satisfactorios.

De hecho, “el inversor de a pie” que es realista sobre sus limitaciones es probable que obtenga mejores resultados a largo plazo que el profesional “bien informado” pero que no es consciente de sus carencias.

Sin embargo, los individuos y las instituciones se ven constantemente animados a invertir de forma activa por aquellos que se benefician de vender ideas de inversión o de recibir comisiones por la compraventa de acciones. En este caso, el coste de invertir puede ser enorme para los inversores, en especial para los particulares, los cuales son desprovistos de sus beneficios. Por lo tanto, ignora los charlatanes, minimiza los gastos e invierte en acciones como lo harías en una granja.

Y no hablo por hablar. Lo que aconsejo aquí es lo mismo que voy a hacer con parte de mi herencia. El dinero en efectivo le será entregado a un fiduciario en beneficio de mi esposa (eso es lo que haré en cuanto al dinero, porque todas mis acciones de Berkshire serán distribuidas en su totalidad a ciertas organizaciones filantrópicas durante los diez años siguientes al inicio del reparto de la herencia). Mi consejo al fiduciario no podría ser más simple: poner el 10% del efectivo en bonos del Estado a corto plazo y el 90% en un fondo indexado al S&P 500 de muy bajo coste (sugiero Vanguard's).

Creo que los resultados a largo plazo del fiduciario serán superiores a los alcanzados por la mayoría de los inversores (ya sean fondos de pensiones, instituciones o particulares) que emplean a gestores con elevados sueldos.

Warren E. Buffett

Chairman of the Board

February 28, 2014

**************

"My money, I should add, is where my mouth is"

“My advice to the trustee
could not be more simple: Put 10% of the cash in short-term government bonds and 90% in a very low-cost S&P 500 index fund. (I suggest Vanguard’s.) I believe the trust’s long-term results from this policy will be superior to those attained by most investors  –whether pension funds, institutions or individuals – who employ high-fee
managers.”

Annual Letter 2013, Page 20

Warren Buffett

Descubre las ventajas de invertir con fondos indexados

¡No olvides seguir el blog!

plan de inversión indexada

- Cómo repartir el dinero entre acciones y bonos.
- Qué fondos indexados y broker elegir.
- Cómo y cuándo hacer el mantenimiento.

Elige cuánto invertir en renta variable y cuánto invertir en renta fija

Una vez has comprendido que los fondos indexados son la mejor opción que tienes para poner a trabajar los ahorros, lo siguiente es establecer un plan.

El primer punto del plan trata de cómo repartir el dinero entre los activos de renta variable (o acciones) y de renta fija (o bonos).

Esta decisión, que se conoce como distribución de activos o Asset Allocation, será decisiva en el comportamiento que tendrá tu cartera en el futuro, tanto en las pérdidas temporales como en la rentabilidad conseguida al final de la inversión.

La renta variable es el activo que más se beneficia del crecimiento económico en general, por eso es el más rentable. Cuanto más grande sea la parte de acciones de la cartera, mayor será la rentabilidad que consiga a largo plazo, aunque eso no quita que en periodos cortos de tiempo obtenga rentabilidades muy negativas. Y a veces muy negativas.

En cambio, la renta fija, aunque que no es tan rentable, funciona bastante bien compensando las pérdidas de la renta variable cuando a ésta le vienen mal dadas.

Rentabilidades de la Renta Variable y la Renta Fija en EEUU (1987-2017)

En ocasiones las rentabilidades de ambos activos toman caminos  diferentes. Según en qué parte del ciclo económico estemos, la evolución de determinados factores económicos provoca que las rentabilidades de un activo sean buenas, pero al mismo tiempo provoca que las del otro no lo sean tanto. Como por ejemplo los tipos de interés. Estos movimientos opuestos se suelen dar en tiempos de recesiones económicas. Y cada cierto tiempo se produce alguna. La última en 2008.

En el gráfico anterior puedes apreciar cómo se han comportado ambos activos en las últimas décadas. Aparecen las rentabilidades anuales en el periodo 1987-2017 del mercado de Renta Variable de EEUU (según los resultados del fondo indexado Vanguard 500 Index Fund - VFINX) y del mercado de Renta Fija (según los resultados del fondo indexado Vanguard Total Bond Market Index Fund -VBMFX). A partir de 1987 es cuando se pueden comparar las rentabilidades de ambos fondos. ¡Recuerda lo que te he contado sobre la historia de Vanguard!

Las siguientes cuatro preguntas te pueden ayudar a determinar la distribución de tu cartera de inversión con fondos indexados entre renta variable y renta fija.

¿Te da miedo sufrir las bajadas de los mercados?

Conocer cuál es tu tolerancia a la volatilidad de la inversión en renta variable es el aspecto más importante para decidir cuánto invertir en renta variable y cuánto invertir en renta fija.

En un mundo perfecto donde los mercados de renta variable no se pegasen los batacazos que a menudo se pegan, no habría duda. Todo el mundo invertiría en renta variable. Pero lo cierto es que la realidad es otra bien diferente. Para conseguir la rentabilidad que proporcionan las acciones a largo plazo hay que sufrir los vaivenes del mercado (y no todo el mundo los soporta de la misma manera). A muchos, en especial los que nunca han invertido antes, ver cómo caen sus inversiones les causa dolor de estómago. Lo peor de todo es que pueden llevarles a tomar malas decisiones, como por ejemplo vender antes de tiempo, convirtiendo las pérdidas temporales en pérdidas reales.

En la siguiente tabla aparecen las rentabilidades anualizadas y las pérdidas máximas temporales de seis carteras de inversión con diferentes distribuciones según los resultados de los mismos fondos de antes, también en los últimos 30 años (periodo 1987-2017). Van de un 100 % de Renta Variable  (Vanguard 500 Index Fund - VFINX) a un 100 % Renta Fija (Vanguard Total Bond Market Index Fund -VBMFX).

Asset Allocation

Rentabilidad anualizada

Máxima pérdida temporal 

100 % Renta Variable EEUU

10,37 %

-50,97 %

80 % RV - 20 % RF

9,82 %

-45,72 %

60 % RV - 40 % RF

9,17 %

-38,84 %

40 % RV - 60 % RF

8,39 %

-29,40 %

20 % RV - 80 % RF

7,38 %

-15,68 %

100 % Renta Fija EEUU

5,97 %

-5,86 %

Como digo, para aspirar a la rentabilidad que proporcionan las acciones a largo plazo, hay que sufrir alguna travesía por el desierto cada cierto tiempo.

¿Tienes alguna (mala) experiencia invirtiendo?

Viendo el cuadro anterior puede ser que decantes por una distribución con una parte importante en renta variable. Estás dispuesto a sufrir bajadas importantes a cambio de tener la posibilidad de obtener más rentabilidad. Bien. Es respetable. Sobre todo si ya has vivido alguno de los periodos más bajistas de la Bolsa desde dentro, como por ejemplo el que se dio con la crisis financiera del año 2008, o alguna tragedia tipo Terra, Pescanova, Gowex, Bankia o Banco Popular.

Si no has invertido nunca, por mucho que hayas leído o por mucha confianza que tengas en ti mismo, más vale que seas precavido y no te dejes llevar por las altas rentabilidades. Porque una cosa es la teoría y otra es la práctica.

Cuando empiezas a invertir estás pendiente del mercado un día sí y otro también. Entras en tu bróker a cada momento para ver cómo va la cartera. Y aunque creas que podrás soportar esas bajadas, con los primeros movimientos de importancia te sentirás perdido. Te sentirás desbordado. En especial en esos momentos en que ves a tu cartera caer y caer sin que parezca que nunca vaya a tocar fondo, siempre con la imperiosa necesidad de actuar, siempre con el riesgo de tomar alguna decisión que lo estropee todo.

Pero para empezar es mejor que seas prudente e inviertas más en renta fija. A medida que vayas adquiriendo experiencia y las emociones se vayan estabilizando, podrás ajustar tu distribución inicial hasta encontrar el mix adecuado. No tengas prisa.

Cuando empiezas a invertir con los primeros vaivenes lo normal es que te sientas así:

Las emociones y la inversión en renta variable

Y a medida que vas cogiendo experiencia, te deberías sentir así:

Las NO emociones y la inversión en renta variable

¿Cuál va a ser la duración de tu inversión?

Invertir en Bolsa para periodos cortos de tiempo no suele ser una buena idea.

En el siguiente gráfico aparecen las rentabilidades anualizadas (mínimas y máximas) del mercado de renta variable de EEUU (con reinversión de dividendos) de todos los periodos posibles de 1, 2, 3, 5, 10, 20 y 30 años desde el año 1917.

Rentabilidad anualizadas con reinversión de dividendos en diferentes periodos de años entre 1917 y 2017

En el conjunto de periodos de 1 año, la peor rentabilidad que se da es un -40,30 %. Y en el conjunto de periodos de 30 años, "la peor" es un +7,80%. Es decir, y atendiendo a estos datos, si inviertes para un año te la juegas. Y en cambio, si inviertes para 30 años, ya debería ocurrir alguna catástrofe en el mundo para no obtener una rentabilidad positiva.

Concluyendo:

  • Si el plazo de inversión es menor de 5 años, la renta variable como que no es muy aconsejable.
  • Si el plazo de inversión está entre 5 y 10 años, la opción de invertir en renta variable empieza a ser interesante.
  • Si el plazo de inversión es superior a 10 años, casi todo el protagonismo debería ser para la renta variable.

Cuanto más largo es el periodo de inversión ¡más posibilidades hay de no sufrir pérdidas al final!

¿Cuál es el objetivo de tu inversión?

Para invertir es importante que tengas un objetivo. Puede ser un complemento para la jubilación, la independencia financiera, asegurar un futuro mejor para tus hijos, etc.

Dependiendo de cuál tengas sabrás la cantidad dinero que te hace falta. Si estás muy alejado de conseguirlo, tendrás que invertir de manera agresiva en renta variable para conseguir la máxima rentabilidad. En cambio, si estás cerca de alcanzarlo, no necesitarás tanta rentabilidad. Puedes optar por ser más prudente e invertir más en renta fija.

Aquí toman partido varios aspectos de tus finanzas personales que también son decisivas para decidir cuánto invertir en renta fija y cuánto en renta variable. Como por ejemplo, la capacidad de ahorro, la previa formación de un fondo de emergencia, nivel de endeudamiento o la posible pensión de la Seguridad Social cuando llegues a la edad legal de jubilación.

Cuatro distribuciones sencillas (pero efectivas) para una cartera de fondos indexados

Las rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras. Esta expresión es muy empleada en el ámbito financiero. Estoy seguro de que la has escuchado alguna vez. La podrás encontrar en cualquier folleto informativo de fondo de inversión o en cualquier recomendación bursátil medio decente. Y no es para menos. El futuro no lo conoce nadie, e invertir aferrándote a la esperanza de obtener las mismas rentabilidades que se han dado en el pasado es un error.

El pasado nos sirve para tener una ligera idea de cómo pueden venir dadas en el futuro. Cuando se trata de economía, y en concreto de Bolsa, el pasado nos dice que los ciclos alcistas y bajistas se van turnando, algunas veces duran más, otras menos, pero siempre se repite la misma historia. Sin embargo, obtener las mismas rentabilidades del pasado es imposible. Las rentabilidades que están por llegar serán mayores o quizás menores, pero nunca serán iguales. No hay nada 100 % seguro. Este es el verdadero riesgo de la inversión en Bolsa, la incertidumbre sobre el resultado final.

Para que tengas más claro cómo realizar la distribución entre Renta Variable y Renta Fija, he analizado el comportamiento en el pasado de cuatro distribuciones entre ambos activos (ver siguiente imagen). El análisis se asienta sobre los resultados de los fondos indexados más importantes de Vanguard que ya he mencionado antes. El fondo Vanguard 500 Index Fund - VFINX, indexado al mercado de renta variable de EEUU, en concreto al índice S&P500, y el fondo Vanguard Total Bond Market Index Fund - VBMFX, indexado al mercado total de renta fija (deuda emitida por el gobierno y por entidades privadas de EEUU con vencimientos desde muy corto plazo hasta a largo plazo). En cada uno de los enlaces puedes encontrar más información sobre ellos (rentabilidades, costes, composiciones, etc).

Distribuciones Renta Variable EEUU - Renta Fija EEUU

Para obtener los resultados he acudido a la genial (y gratuita) herramienta portfoliovisualizer.com, ideal para hacer todo tipo de análisis sobre asset allocation de activos y simulaciones de carteras.

Pero antes de pasar con los resultados de las cuatro distribuciones es necesario que tengas en cuenta lo siguiente:

  • Las cantidades están en dólares (no hay efecto divisa).
  • Las rentabilidades son nominales, no tienen en cuenta el efecto de la inflación (aprox. 2,5 % anual)
  • Existe reinversión de dividendos.
  • El coste anual de los fondos indexados influye en los resultados.
  • No se realiza rebalanceo.
  • No se hacen aportaciones periódicas.

Pero sobre todo es necesario que siempre tengas presente el proverbio más extendido en los mercados financieros.

¡Las rentabilidades pasadas no garantizan rentabilidades futuras!

Resumen de las cuatro distribuciones entre Renta Variable EEUU y Renta Fija EEUU en el periodo 1993-2017

Estos son los resultados de las cuatro distribuciones de la imagen anterior, entre Renta Variable y Renta Fija de EEUU en el periodo 1993-2017 con la misma inversión inicial de 10.000 $ en cada una de ellas:

Distribución 

Inversión inicial

Inversión final

Rentabilidad

bursátil  anualizada

(TWR)

Rentabilidad

económica anualizada

(MWR) 

Volatilidad

Mejor año

Peor año

Caída máxima

80 Rv EEUU - 20 Rf EEUU

10.000 $

86.056 $

8,99 %

8,99 %

12,17 %

33,72 %

-31,81 %

-44,33 %

60 Rv EEUU - 40 Rf EEUU

10.000 $

73.625 $

8,31 %

8,31 %

9,94 %

29,93 %

-25,50 %

-36,13 %

40 Rv EEUU - 60 Rf EEUU

10.000 $

61.194 $

7,51 %

7,51 %

7,44 %

26,08 %

-17,71 %

-25,78 %

20 Rv EEUU - 80 Rf EEUU

10.000 $

48.762 $

6,54 %

6,54 %

4,80 %

22,16 %

-7,84 %

-12,27 %

A continuación te muestro los gráficos con los aspectos más importantes a tener en cuenta para elegir la distribución de activos de una cartera de inversión indexada.

¡Saca tus propias conclusiones!

Rentabilidades anuales de la Renta Variable y Renta Fija en EEUU en el periodo 1993-2017

Rentabilidades anuales de la Renta Variable y Renta Fija en EEUU

Resultados de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Resultados finales de las cuatro distribuciones con inversión inicial

Rentabilidades anuales de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Rentabilidades anuales de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Evolución de la rentabilidad de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Evolución de la rentabilidad de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Evolución de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU

Evolución de la distribución 80 % Rv EEUU - 20 % Rf EEUU
Evolución de la distribución 60 % Rv EEUU - 40 % Rf EEUU
Rentabilidad anualizada de la distribución 40 % Rv EEUU - 60 % Rf EEUU
Evolución de la distribución 20 % Rv EEUU - 80 % Rf EEUU

Rentabilidad anualizada de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU para periodos de 3 y 5 años

Rentabilidad anualizada de la distribución 80 % Rv EEUU - 20 % Rf EEUU
Rentabilidad anualizada de la distribución 60 % Rv EEUU - 40 % Rf EEUU
Rentabilidad anualizada de la distribución 40 % Rv EEUU - 60 % Rf EEUU
Rentabilidad anualizada de la distribución 20 % Rv EEUU - 80 % Rf EEUU

Máximas caídas de las cuatro distribuciones Rv EEUU - Rf EEUU en las recientes crisis bursátiles

Máximas caídas de las distribuciones en las recientes crisis bursátiles

Dos reglas simples para elegir la distribución entre acciones y bonos

El siguiente par de reglas te pueden proporcionar un punto de partida prudente para decidir la combinación entre acciones y bonos. Ambas aparecen entre los 20 consejos para una Inversión más inteligente del libro Smarter Investing:

  • Regla 1: Ten tu edad en bonos y el resto en acciones. Por ejemplo, si tienes 40 años, el 40 % de tu cartera debería estar formada por bonos, y el 60 % por acciones. Si puedes llevar mejor las bajadas de los mercados y deseas ser más agresivo, aumenta el peso de las acciones, y si por el contrario, crees que con las bajadas lo vas a pasar mal, aumenta la parte en bonos. Esta regla es muy conocida por ser la recomendada por John Bogle para decidir cuánto invertir en renta variable y cuánto en renta fija en una cartera de gestión pasiva formada por fondos indexados.
  • Regla 2: Posee el 4% en acciones por cada año que te queda hasta disponer del dinero según lo definido por tu plan de inversión. Y lo restante en bonos.

Consejo

Otra posibilidad que tienes para saber cuál podría ser tu Asset Allocation ideal de una manera rápida y sencilla, es acudir a un test de perfil inversor como el que tiene Indexa Capital, robot automatizado de inversiones del cual soy cliente. En función de las respuestas que le des a varias preguntas relacionadas con los aspectos que acabas de ver, te asigna una cartera con la distribución más adecuada para ti de fondos indexados.

plan de inversión indexada

- Cómo repartir el dinero entre acciones y bonos.
- Qué fondos indexados y broker elegir.
- Cómo y cuándo hacer el mantenimiento.

Elige bróker y los fondos indexados para tu cartera

Los seguidores de la inversión indexada en este país no lo tenemos nada fácil a la hora de elegir bróker para invertir con fondos indexados, además de que no existen muchos, todos tienen "su pequeño inconveniente”.

Pero podría ser peor. Afortunadamente, con el paso del tiempo los brókers han ido ampliando la oferta de fondos indexados, pero la realidad es que la situación que tenemos en España todavía está muy lejos de la de otros países como por ejemplo Estados Unidos, donde el acceso a los fondos de gestión pasiva es mucho más asequible.

Para ayudarte en tu decisión de elegir bróker para invertir con fondos indexados me voy a centrar en dos aspectos que no debes descuidar cuando se te presente el momento. Uno son las comisiones, y el otro el número de fondos indexados disponibles, tanto de renta variable como de renta fija.

Así es cómo gana dinero el bróker vendiéndote los fondos indexados

Antes de pasar con la lista de brókers y fondos indexados, me gustaría hacer un apunte sobre cómo ganan dinero las entidades comercializadoras o brókers con la venta de los fondos indexados.

Ninguno de los brókers que vienen a continuación cobra comisiones de administración o de mantenimiento por invertir únicamente con fondos de inversión. La forma que tienen de ganar dinero cuando contratas con ellos un fondo es recibiendo comisiones por parte de las gestoras por venderles sus fondos, y en ciertos casos, según con qué fondos inviertas, los reciben también de ti.

Todos los fondos indexados tienen un determinado % de OGC (Ongoing charges, en castellano Gastos Corrientes) que es el coste anual que te supone a ti  invertir con ellos (más información sobre este ratio aquí), pero hay ciertos fondos que además de este porcentaje de gastos, tienen una comisión de custodia, también en forma de % anual.

En cuanto al coste OGC, los brókers ganan dinero recibiendo parte de ese % de manos de la gestora del fondo. Por ejemplo si el OGC de un fondo es un 0,30 %, la gestora le puede entregar la mitad al bróker por venderle el fondo, es decir un 0,15 %. Digamos que van a medias. Esta parte que recibe el bróker se conoce como comisión de distribución o retrocesión. Y es una de tantas comisiones que recoge el ratio OGC.

 Y la razón de que algunos fondos tengan comisión de custodia además del OGC, es porque que hay gestoras que no pagan retrocesiones al bróker, como por ejemplo Vanguard, así que la única manera que tienen de ganar dinero con la venta de sus fondos es cobrando esta comisión de custodia directamente al inversor. Aunque cierto bróker recibe comisiones de las dos maneras...

Consejo

Te quiero recomendar la fuente en la que me he apoyado para darle contenido a la listas de los fondos indexados disponibles en cada uno de los brokers. Se trata de un listado de fondos indexados que el usuario de Rankia llamado Dullinvestor comparte en uno de sus foros sobre gestión pasiva e inversión boglehead (también conocida como inversión indexada), foro que por otra parte también te recomiendo, o por lo menos que eches un vistazo a su primera página (aquí es donde aparece el listado del que te hablo, además de un recopilación de posts y recursos de interés 🙂

Gestión pasiva: Bogleheads y otros temas relacionados con la indexación.

Invertir con fondos indexados en Renta 4

Renta 4 Banco es un banco especializado en productos y servicios de inversión siendo la única entidad financiera de este tipo que cotiza en la Bolsa española. Como no podría ser de otra manera, es miembro del Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito.

Los fondos indexados disponibles en Renta 4 son de tres gestoras de prestigio: Amundi, Pictet y sobre todo Vanguard. Los fondos de estas gestoras cumplen con creces los requisitos mínimos necesarios que debe tener un fondo indexado.

Ver Tarifas de Renta 4

A favor de invertir con fondos indexados con Renta 4:

  • No existe comisión de mantenimiento.
  • Número elevado de fondos indexados disponibles, tanto de renta variable como de renta fija.
  • Plataforma de fondos de inversión bastante completa.

En contra de invertir con fondos indexados con Renta 4:

  • Los fondos de Vanguard contratables con Renta 4 tienen un mínimo de 100.000 €.
  • Los fondos de inversión de clase limpia (fondos cuyas gestoras no pagan comisión de distribución a Renta 4) tienen una comisión de custodia elevada.

Fondos indexados de renta variable disponibles en Renta 4

Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

Emergentes

Amundi

LU0996177134

200 €

0,45 %

0,25 %

Eurozona

Amundi

LU0389811372

200 €

0,30 %

No

Europa

Amundi

LU0389811885

200 €

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0996180864

200 €

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU0389812347

200 €

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU1049757120

1.000 €

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0390717543

200 €

0,30 %

No

Global

Amundi

LU0996182563

200 €

0,30 %

0,25 %

Norte América

Amundi

LU0996179007

200 €

0,30 %

0,25 %

Europa

Blackrock

LU0836512706

5.000 €

0,55 %

No

Emergentes

Pictet

LU0474968020

200 €

0,82 %

No

Eurozona

Pictet

LU0255981135

200 €

0,78 %

No

Europa

Pictet

LU0130731390

500 €

0,45 %

0,25 %

Europa

Pictet

LU0130731713

200 €

0,75 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474966834

200 €

0,76 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474967139

200 €

0,78 %

No

Norte América

Pictet

LU0474966248

200 €

0,75 %

No

Europa

Vanguard

IE0007987690

100.000 €

0,35 %

0,25 %

Eurozona

Vanguard

IE0008248795

100.000 €

0,35 %

0,25 %

Global

Vanguard

IE00B42W3S00

100.000 €

0,40 %

0,25 %

Global

Vanguard

IE00B03HCZ61

100.000 €

0,30 %

0,25 %

Pacífico

Vanguard

IE0007281425

100.000 €

0,30 %

0,25 %

Pacífico

Vanguard

IE0007201043

100.000 €

0,30 %

0,25 %

Norte América

Vanguard

IE0032620787

100.000 €

0,25 %

0,25 %

Fondos indexados de renta fija disponibles en Renta 4

Activo / Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

A corto plazo

Deuda pública y privada Global

Vanguard

IE00BH65QK91

100.000 €

0,20 %

0,25 %

A medio plazo

Deuda pública Eurozona

Amundi

LU1050470373

1.000 €

0,35 %

No

Deuda pública Eurozona

Vanguard

IE0007472115

100.000 €

0,25 %

0,25 %

Deuda pública Eurozona

Blackrock

LU0836513266

5.000 €

0,53 %

No

Bonos ligados a la inflación  Eurozona

Vanguard

IE00B04GQQ17

100.000 €

0,25 %

0,25 %

Deuda pública Global

Amundi

LU0389812933

1.000 €

0,35 %

No

Deuda privada Global

Vanguard

IE0009591805

100.000 €

0,30 %

0,25 %

Deuda privada Global

Amundi

LU1050469367

1.000 €

0,35 %

No

Deuda pública y privada Global

Blackrock

LU0836513423

5.000 €

0,53 %

No

Deuda pública y privada Global

Vanguard

IE00BGCZ0933

100.000 €

0,20 %

0,25 %

Invertir con fondos indexados en BNP Paribas

BNP Paribas es un banco francés y es uno de los principales bancos de Europa. Fue creado el 23 de mayo de 2000 por la fusión de la Banque Nationale de Paris y Paribas. En España es miembro del Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito. La web del banco especializada en productos y servicios de inversión es la siguiente: https://pi.bnpparibas.es/

Como también ocurre con Renta 4, los fondos indexados disponibles en el bróker de BNP Paribas son de las mismas gestoras: Amundi, Pictet y Vanguard.

Ver tarifas de BNP Paribas

A favor de invertir con fondos indexados con BNP Paribas:

  • No existe comisión de mantenimiento.
  • Número elevado de fondos indexados disponibles, tanto de renta variable como de renta fija.
  • Fondos indexados de Vanguard sin mínimo.
  • La comisión de custodia que tienen ciertos fondos de inversión se puede evitar.

En contra de invertir con fondos indexados con BNP Paribas:

  • Plataforma de fondos de inversión muy elemental.

Fondos indexados de renta variable disponibles en BNP Paribas

Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

Emergentes

Amundi

LU0996177134

No

0,45 %

No

Eurozona

Amundi

LU0389811372

No

0,30 %

No

Europa

Amundi

LU0389811885

No

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0996180864

No

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU0389812347

No

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU1049757120

No

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0390717543

No

0,30 %

No

Global

Amundi

LU0996182563

No

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU0996179007

No

0,30 %

No

Emergentes

Pictet

LU0474967998

No

0,62 %

0,24 %

Eurozona

Pictet

LU0255980913

No

0,48 %

0,24 %

Europa

Pictet

LU0130731390

No

0,78 %

0,24 %

Europa

Pictet

LU0130731713

No

0,75 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474966750

No

0,46 %

0,24 %

Pacífico

Pictet

LU0474966834

No

0,76 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474967055

No

0,48 %

0,24 %

Norte América

Pictet

LU0474966164

No

0,45 %

0,24 %

Emergentes

Vanguard

IE0031786142

No

0,40 %

0,24 %

Europa

Vanguard

IE0007987690

No

0,35 %

0,24 %

Eurozona

Vanguard

IE0008248795

No

0,35 %

0,24 %

Global

Vanguard

IE00B42W3S00

No

0,40 %

0,24 %

Global

Vanguard

IE00B03HCZ61

No

0,30 %

0,24 %

Pacífico

Vanguard

IE0007281425

No

0,30 %

0,24 %

Pacífico

Vanguard

IE0007201043

No

0,30 %

0,24 %

Europa

Vanguard

IE00B54G0867

No

0,35 %

0,24 %

Global

Vanguard

IE00B54FFW20

No

0,40 %

0,24 %

Norte América

Vanguard

IE0032620787

No

0,25 %

0,24 %

Fondos indexados de renta fija disponibles en BNP Paribas

Activo / Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

A corto plazo

Deuda pública y privada Global

Vanguard

IE00BH65QK91

No

0,20 %

0,24 %

A medio plazo

Deuda pública Eurozona

Amundi

LU1050470373

No

0,35 %

No

Deuda pública Eurozona

Vanguard

IE0007472115

No

0,25 %

0,24 %

Deuda pública Eurozona

Blackrock

LU0836513266

5.000 $

0,53 %

No

Bonos ligados a la inflación  Eurozona

Vanguard

IE00B04GQQ17

No

0,25 %

0,24 %

Deuda pública Global

Amundi

LU0389812933

No

0,35 %

No

Deuda pública Global Emergente

Blackrock

LU1373035580

5.000 $

0,53 %

No

Deuda privada Global

Vanguard

IE0009591805

No

0,30 %

0,24 %

Deuda privada Global

Amundi

LU1050469367

No

0,35 %

No

Deuda pública y privada Global

Vanguard

IE00BGCZ0933

No

0,20 %

0,24 %

¡Atención!

La comisión de custodia que BNP Paribas aplica a ciertos fondos, en concreto a los que son de clase limpia, se puede evitar si la parte de la cartera con fondos con comisión de distribución es mayor a la parte de fondos con comisión de custodia (sin comisión de distribución).

Invertir con fondos indexados en Self Bank

Self Bank es un banco digital español recientemente adquirido por Warburg Pincus y Javier Marín (ex consejero delegado de Santander) a Boursorama, filial perteneciente al grupo Société Générale, siendo también miembro del Fondo de Garantía de Depósitos de Entidades de Crédito.

Con Self Bank, como ocurre con los brókers anteriores, no tienes ningún tipo de comisión si inviertes únicamente con fondos de inversión, pero a diferencia de ellos no aplica ninguna comisión de custodia sobre los fondos que comercializa, en este caso de las gestoras Amundi y Pictet.

Ver tarifas de Self Bank

A favor de invertir con fondos indexados con Self Bank:

  • No existe comisión de mantenimiento.
  • Broker ideal si se desea mantener con una única entidad la máxima vinculación (cuenta corriente, tarjetas, depósitos, fondos de inversión, etc.)

En contra de invertir con fondos indexados con Self Bank:

  • Número menor de fondos indexados disponibles.

Fondos indexados de renta variable disponibles en Self Bank

Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

Emergentes

Amundi

LU0996177134

1.000 €

0,45 %

No

Eurozona

Amundi

LU0389811372

1.000 €

0,30 %

No

Europa

Amundi

LU0389811885

1.000 €

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0996180864

1.000 €

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU0389812347

1.000 €

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU1049757120

1.000 €

0,30 %

No

Pacífico

Amundi

LU0390717543

1.000 €

0,30 %

No

Global

Amundi

LU0996182563

1.000 €

0,30 %

No

Norte América

Amundi

LU0996179007

1.000 €

0,30 %

No

Emergentes

Pictet

LU0474968020

1.000 €

0,82 %

No

Eurozona

Pictet

LU0255981135

1.000 €

0,78 %

No

Europa

Pictet

LU0130731713

1.000 €

0,75 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474966834

1.000 €

0,76 %

No

Pacífico

Pictet

LU0474967139

1.000 €

0,78 %

No

Norte América

Pictet

LU0474966248

1.000 €

0,75 %

No

Fondos indexados de renta fija disponibles en Self Bank

Activo / Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

A medio plazo

Deuda pública Eurozona

Amundi

LU1050470373

1.000 €

0,35 %

No

Deuda pública Global

Amundi

LU0389812933

1.000 €

0,35 %

No

Deuda privada Global

Amundi

LU1050469367

1.000 €

0,35 %

No

Invertir con fondos indexados en ING

ING es la marca de banca minorista de ING Bank NV, banco perteneciente al grupo financiero holandés ING Group especializado en la banca online, sujeto a la supervisión del Banco de los Países Bajos y suscrito al Sistema de Garantía de Depósitos holandés. En España opera desde 1999 como sucursal del grupo internacional, por lo que también está sujeto a la normativa del Banco de España, y según su propia web "los productos de inversión que comercializamos cuentan con las coberturas otorgadas por la regulación española".

Los fondos indexados de renta variable que comercializa ING pertenecen a la gestora Amundi, aunque con un coste más alto que los fondos de la misma gestora disponibles en los anteriores brókers. Junto con los de renta fija, no son más de 5 los fondos que existen en ING adecuados para crear una cartera de inversión formada por fondos indexados, aunque en realidad, no necesitas mucho más para formar una cartera con la que obtendrías rentabilidades superiores a la que conseguirían la mayoría de profesionales.

A favor de invertir con fondos indexados con ING Direct:

  • No existe comisión de mantenimiento.
  • Broker ideal si se desea mantener con una única entidad la máxima vinculación (cuenta corriente, tarjetas, depósitos, fondos de inversión, etc.)

En contra de invertir con fondos indexados con ING Direct:

  • Elevado coste de los fondos disponibles.
  • Número escaso de fondos indexados disponibles.

Fondos indexados de renta variable disponibles en ING

Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

Eurozona

Amundi

ES0152771038

No

1,10 %

No

España

Amundi

ES0152741031

No

1,10 %

No

Norte América

Amundi

ES0152769032

No

1,10 %

No

Fondos indexados de renta fija disponibles en ING

Activo / Zona Geográfica

Gestora

Fondo

ISIN

Mínimo

OGC

Custodia

A corto plazo

Deuda pública y privada Global

Renta 4

ES0152772036

No

0,85 %

No

A medio plazo

Deuda pública y privada Global

Mutuactivos

ES0131368005

No

0,98 %

No

Invierte todos los meses ignorando lo que haga la Bolsa

Una vez transferido el dinero al bróker y repartido entre los diferentes fondos según la distribución que hayas elegido, ahorra una parte del salario y sigue invirtiendo con indiferencia de lo que haga la Bolsa.

La mejor forma de hacerlo es programando una transferencia automática mensual desde tu banco con destino a la cuenta de tu bróker, con el objetivo de comprar más participaciones de los fondos y acumular junto a las que ya tenías. Éste es el método perfecto para empezar a invertir si no dispones del conocimiento suficiente o no te quieres complicar la vida en absoluto.

Las cuatro ventajas de invertir todos los meses de forma automática

 01

Te incita a ahorrar

Ahorrar se convierte en una misión imposible para muchos. A unos porque los salarios no les dan para más y a otros porque disfrutan gastando.

Para ahorrar es necesario que establezcas un objetivo y que destines un % de tus ingresos para pagarte a ti mismo con la misma prioridad como si se tratase de la cuota del préstamo o del recibo de la luz.

Una vez creado el hábito de ahorro (y formado el fondo de emergencias), todo irá sobre ruedas. Destinar el ahorro a la inversión refuerza el proceso y lo hace más estimulante.

02

Te evita que cometas errores

Los errores en la inversión están a la orden del día. A veces no hace falta nada más que uno para echar por tierra todo el esfuerzo que conlleva rentabilizar los ahorros. Desde juntar una pequeña suma hasta obtener beneficios por ellos.

La mayoría de los errores vienen motivados por las emociones. Avaricia, miedo, complacencia, etc. Invertir tratando de acertar el mejor momento para comprar y vender provoca la aparición de todas ellas. Todas te empujan a tomar malas decisiones lastrando tu inversión, y en el peor de los casos, hasta acabar por completo con el deseo de invertir.

 Invirtiendo como un robot la misma cantidad todos los meses sin estar pendiente de lo que hacen los mercados, consigues dejar a un lado las emociones y te facilita la tarea de seguir con el plan marcado
03

Te proporciona mayor rentabilidad por tus ahorros

Invertir todos los meses, y sobre todo seguir haciéndolo cuando llegan las bajadas a las Bolsas, tiene recompensa. En realidad, los peores momentos de las Bolsas son los mejores para invertir. ¡Aquí se encuentran los mejores precios!

Comprar participaciones en los momentos más complicados significa hacerlo más barato. Esto se traduce en mayor rentabilidad económica para tu cartera cuando los mercados se dan la vuelta.

Como por ejemplo ocurre en la situación que viene a continuación, donde se empieza a invertir al inicio del 2008 (justo después del gran crash bursátil originado por la crisis financiera sufrida a nivel global) hasta el año 2017. Todo el año 2008 fue una bajada continua, con una recaída posterior en 2011.

En el siguiente gráfico aparecen dos tipos de rentabilidades obtenidas por las cuatro distribuciones de Renta Variable y Renta Fija en EEUU en dicho periodo (2008-2017). Observa cómo la rentabilidad económica, más conocida como rentabilidad Money Weighted Return, que tiene en cuenta las aportaciones (o reembolsos en su caso) es superior a la rentabilidad bursátil, más conocida como rentabilidad Time Weighted Return, la cual no tiene en cuenta las aportaciones de ahorro (ni reembolsos), por lo tanto coincide con la rentabilidad obtenida únicamente con la inversión inicial.

En este caso, la inversión inicial es de 200 $, y cada mes se hacen aportaciones de idéntica cantidad.

Rentabilidad anualizada TWR y MWR de las cuatro distribuciones Rv EEUU Rf EEUU con aportaciones
04

Te ayuda a salir antes de los "peores momentos"

El hecho de seguir invirtiendo en los momentos de bajadas, también provoca que las perdidas temporales de la cartera no sean tan pronunciadas como las que sufriría si no lo hicieses. Además, las recuperaciones llegan con muchísima mayor antelación.

Resultados de las cuatro distribuciones entre Renta Variable EEUU y Renta Fija EEUU con aportaciones periódicas

Para que aprecies la importancia de aportar periódicamente a una cartera de inversión indexada observa el siguiente cuadro (y también los dos gráficos siguientes). Aparecen los resultados de las cuatro distribuciones anteriores entre Renta Variable y Renta Fija de EEUU, también en el mismo periodo 1993-2017 y con la misma inversión inicial de 10.000 $, pero ahora se realizan aportaciones periódicas mensuales de 200 $.

Distribución 

(con aportaciones de 200 $)

Inversión inicial

Inversión final

Rentabilidad

bursátil  anualizada

(TWR)

Rentabilidad

económica anualizada

(MWR) 

Volatilidad

Mejor año

Peor año

Caída máxima

80 Rv EEUU - 20 Rf EEUU

10.000 $

277.565 $

8,99 %

8,60 %

12,17 %

33,72 %

-31,81 %

-42,32 %

60 Rv EEUU - 40 Rf EEUU

10.000 $

247.869 $

8,31 %

7,94 %

9,94 %

29,93 %

-25,50 %

-33,79 %

40 Rv EEUU - 60 Rf EEUU

10.000 $

216.613 $

7,51 %

7,16 %

7,44 %

26,08 %

-17,71 %

-23,00 %

20 Rv EEUU - 80 Rf EEUU

10.000 $

183.316 $

6,54 %

6,17 %

4,80 %

22,16 %

-7,84 %

-9,95 %

Resultados finales de las cuatro distribuciones con inversión inicial y aportaciones
Caídas máximas de las cuatro distribuciones en la Crisis Financiera con aportaciones

plan de inversión indexada

- Cómo repartir el dinero entre acciones y bonos.
- Qué fondos indexados y broker elegir.
- Cómo y cuándo hacer el mantenimiento.

Revisa la cartera cada cierto tiempo o cuando lo necesite

La inversión pasiva trata a grandes rasgos de comprar y mantener. O lo que es lo mismo, de invertir a largo plazo y dedicar el tiempo a lo que más te guste. Te olvidas por completo de entrar y salir del mercado en función de lo que se habla en los medios.

Pero incluso una estrategia de este tipo siempre necesita algún retoque que otro. Más bien, el término adecuado para calificar este tipo de inversión sería "casipasiva".

A este mantenimiento se le conoce como rebalanceo y es necesario realizarlo cada cierto tiempo para que la cartera se enfrente a las situaciones más complicadas con las máximas garantías.

¡Todo tiene que estar en su sitio!

¿Qué es el rebalanceo de una cartera de inversión?

Rebalancear consiste en devolver a una cartera de inversión a su distribución inicial después de que por el devenir de los mercados haya sufrido variaciones. Es una técnica llevada a cabo por los profesionales pero que cualquiera puede emplear, y además de diversas maneras. También se le conoce como reajuste o reequilibrio de cartera.

El gran problema de la inversión a largo plazo es la volatilidad del corto plazo, la cual puede llevar a una cartera a sufrir variaciones muy bruscas en relación a su asignación inicial. Los vaivenes del mercado nadie los puede prever y una forma de corregir o prevenir que estos excesos afecten lo menos posible es mediante el rebalanceo.

¿Cómo saber si hay que rebalancear la cartera?

Una vez elijas la distribución inicial en relación a tu perfil inversor, toca poner en marcha la cartera y hacer el seguimiento.

Imagina por un momento que has decidido que la distribución más adecuada para tu cartera sea la formada por un 60 % en renta variable y un 40 % en renta fija.

Con el paso del tiempo, los movimientos que se dan en los mercados provocarán cambios en tu cartera, por lo que tendrás que estar vigilante para ver si la distribución se aleja mucho de la asignación inicial. Además, dentro de cada activo también se pueden dan movimientos diferentes, como por ejemplo ocurre con los diferentes mercados de renta variable (EEUU, Europa, Emergentes, etc.)

Si al cabo del tiempo te encuentras con que el 90 % del dinero de tu cartera está en renta variable y el 10 % en renta fija, tendrás que reajustarla de manera urgente.

¿Por qué es importante rebalancear la cartera?

El motivo más importante para rebalancear la cartera es para mantenerte fiel a las razones por las que elegiste la distribución inicial. Son el cimiento de cualquier plan de inversión indexada.

No rebalancear puede ser el detonante de que la inversión acabe en fracaso. Si cambian las condiciones del mercado, sería como estar invirtiendo con la distribución de otro inversor que no tiene nada que ver contigo. Y esto no entraba en el plan.

Por ejemplo, si la distribución de tu cartera es 60 % RV - 40 % RF y debido a los movimientos que se dan en el mercado se sitúa en 90 % RV - 10 RF %, la cartera estará expuesta a una mayor volatilidad al tenerla casi toda invertida en renta variable, activo propenso a sufrir caídas más pronunciadas que las que sufre la renta fija. Una caída de este tipo provocará que sufras pérdidas importantes para las que no estás preparado. Recuperar el 60 % RV - 40 % RF inicial te permitirá seguir con el plan de inversión de una manera disciplinada reduciendo las posibilidades de sufrir algún accidente que te impida llega al objetivo.

Y también se puede dar el caso contrario. Si tu cartera parte de un 60 % RV - 40 % RF y pasa a un 30 % RV - 70 % RF, la cartera perderá parte del potencial de rentabilidad que esperabas obtener a largo plazo.

Otro motivo para rebalancear es por la obtención de rentabilidades superiores (aunque no siempre). Al fin y al cabo, el rebalanceo es una técnica que consiste en vender lo que ha subido mucho para comprar lo que ha bajado mucho. En otras palabras, vender caro y comprar barato. Esto es lo que cualquier especulador inteligente desearía hacer, aunque en realidad lo consiguen muy pocos. Quizás te pueda resultar chocante vender algo cuando esté subiendo, pero ninguna subida es infinita, tarde o temprano acaba y se da la vuelta. Y lo mismo ocurre con todo aquello que baja, pero en sentido contrario.

En cualquier caso, con los rebalanceos siempre se mejora la rentabilidad obtenida en relación a la volatilidad sufrida, lo que vendría a ser el Ratio de Sharpe.

¿Cuándo rebalancear la cartera?

Existen dos métodos para determinar cuándo devolver la cartera a su distribución inicial. Uno es el método basado en el calendario, y el otro es el método basado en objetivos de porcentajes, también conocido “por bandas”.

El rebalanceo según calendario es el más sencillo de llevar a la práctica. Tan solo tienes que fijar una o varias fechas para devolver a la cartera a su asignación inicial. Puede ser un rebalanceo anual, semestral o trimestral. Una vez al año es lo más habitual.

El rebalanceo según porcentajes requiere que estés un poco más encima de la cartera. Se realiza cuando la asignación inicial de los activos se ha ido por encima o por debajo de un porcentaje establecido de antemano.

Ambos métodos son muy parecidos en cuanto a resultados. Quizás el método basado en porcentajes pueda ofrecer rentabilidades ligeramente superiores, aunque se puede complicar un poco más porque hay dos formas de hacerlo:

  • Por porcentajes absolutos (de la cartera)

Los porcentajes absolutos son adecuados para carteras con activos con grandes asignaciones. El más utilizado es el 5 %.

Por ejemplo, en la cartera con distribución inicial 60 % RV - 40 %, con el método basado en porcentajes con un 5 % como objetivo, la cartera se debería rebalancear al situarse en 65 % RV - 35 % RF (o también en 55 % RV - 45 % RF), para volver de nuevo al 60 % RV - 40 % RF inicial.

  • Por porcentajes relativos (del activo)

Los porcentajes relativos son adecuados para carteras con activos con pequeñas asignaciones. Esta situación se suele dar con carteras en las que hay tres o más activos.

Por ejemplo, si la asignación para la Renta Variable de Países Emergentes es tan solo el 10 % de la cartera, establecer un porcentaje absoluto del 5 % para rebalancear sería un poco ineficaz. Sería necesario que el mercado de Renta Variable Emergente se moviese de una manera muy brusca para que pasase a ser un 5 % o un 15% de la cartera desde el 10% inicial. Es decir, ¡tendría que bajar o subir cerca de un 50 %! Para estas situaciones sería más lógico utilizar un porcentaje relativo a la asignación inicial del activo, como por ejemplo del 25 %. En este caso, las bandas de rebalanceo se situarían en el 7,5 % y el 12,5 %, que serían el resultado de restar y sumar el 2,5 % (el 25 % del 10 %) al 10 % inicial.

Tanto el método de porcentajes absolutos como el método de porcentajes relativos los puedes utilizar al mismo tiempo, por ejemplo, un porcentaje absoluto del 5 % para activos con distribuciones superiores al 20 %, y uno relativo del 25 % para activos con distribuciones inferiores al 20 %.

¿Cómo se rebalancea?

Aquí también surgen dos formas para devolver la cartera a su distribución inicial.

Una de ellas es traspasar el dinero de los activos que están por encima de sus asignaciones a aquellos que están por debajo. Y la otra, mediante aportaciones de dinero nuevo.

Para llevar a cabo la primera, vender lo que sube para comprar lo que baja, es importante invertir con fondos de inversión para realizar las operaciones de compraventa sin dejarte ni un solo euro por el camino, ni en impuestos ni en comisiones. ¡Cuanto más hayan al servicio del interés compuesto mejor!

Como te he comentado anteriormente, los fondos de inversión son productos que tienen un tratamiento fiscal favorable con respecto a otros. La ventaja consiste en que puedes traspasar el dinero de un fondo a otro sin pagar impuestos por los beneficios obtenidos. El pago lo retrasas hasta el momento de recuperar el dinero de la inversión de manera definitiva. Además, los brókers no cobran comisiones por los traspasos.

La segunda forma de rebalanceo, es hacerlo mediante aportaciones de dinero nuevo. Cuando tengas dinero ahorrado preparado para invertir, tan solo tienes que enviarlo al activo que más alejado esté de su asignación inicial. Esta forma de rebalanceo es ideal hacerla si se sigue una estrategia de inversión periódica.

Ambas formas de rebalanceo, tanto traspasar de un fondo a otro como realizar aportaciones de dinero nuevo, son totalmente compatibles y muy efectivas si las realizas a la vez.

Resultados de las cuatro distribuciones entre Renta Variable EEUU y Renta Fija EEUU con aportaciones periódicas y rebalanceo por porcentajes

Para que aprecies la importancia de rebalancear una cartera de inversión observa el siguiente cuadro (y también los dos gráficos siguientes). Aparecen los resultados de las cuatro distribuciones anteriores entre Renta Variable y Renta Fija de EEUU, también en el periodo 1993-2017 y con la misma inversión inicial de 10.000 $, pero ahora, además de realizarse aportaciones periódicas mensuales de 200 $, se realiza rebalanceo por porcentajes (5% Absoluto – 25 % Relativo).

Distribución 

(con aportaciones de 200 $ y rebalanceo por %)

Inversión inicial

Inversión final

Rentabilidad

bursátil  anualizada

(TWR)

Rentabilidad

económica anualizada

(MWR) 

Volatilidad

Mejor año

Peor año

Caída máxima

80 Rv EEUU - 20 Rf EEUU

10.000 $

279.321 $

9,06 %

8,63 %

11,53 %

33,72 %

-29,36 %

-39,92 %

60 Rv EEUU - 40 Rf EEUU

10.000 $

248.918 $

8,39 %

7,97 %

8,70 %

29,93 %

-21,58 %

-29,56 %

40 Rv EEUU - 60 Rf EEUU

10.000 $

214.297 $

7,52 %

7,09 %

6,09 %

26,08 %

-12,85 %

-17,12 %

20 Rv EEUU - 80 Rf EEUU

10.000 $

180.202 $

6,51 %

6,07 %

4,07 %

22,16 %

-4,49 %

-7,90 %

Resultados finales de las cuatro distribuciones con inversión inicial, aportaciones y rebalanceo
Caídas máximas de las cuatro distribuciones en la Crisis Financiera con aportaciones y rebalanceo

Empieza a invertir cuanto antes: El tiempo es dinero

Poner los ahorros al servicio del interés compuesto desde edades bien tempranas y al mismo tiempo hacer aportaciones periódicas de ahorro, pueden ayudarte a cumplir tus objetivos financieros sin apenas esfuerzo.

Si quisieras, podrías reunir una cantidad de dinero impensable ahorrando e invirtiendo tan solo unos 200 € al mes. En una inversión donde se parte de 10.000 €, donde al inicio de cada año se invierte 2.400 € (cantidad equivalente a ahorrar 200 € mensuales al año), a una rentabilidad del 9 % anual (es la rentabilidad anualizada que ha obtenido la Cartera 80 RV EEUU - 20 RF EEUU, algo menor que la rentabilidad histórica de la Bolsa) y empezando a los 20 años hasta la edad de jubilación que marca el Gobierno, es decir, hasta los 65 años, se acumularía casi 2 millones euros! En cambio si se empieza a invertir tarde, por ejemplo a los 55 años, y en las mismas condiciones, "solo" se llegaría a los 65.000 €.

Cuanto antes empieces a invertir mejores resultados obtendrás

Para que aprecies mejor las ventajas de empezar a invertir pronto, en la siguiente tabla he separado las cantidades que se consiguen en las situaciones anteriores entre ahorro invertido y beneficio generado.

Edad de comienzo

Cantidad Invertida

Beneficios

Total a los 65 años

20

118.000 €

1.627.334 €

1.745.334 €

25

106.000 €

1.019.012 €

1.125.012 €

30

94.000 €

627.845 €

721.845 €

35

82.000 €

377.815 €

459.815 €

40

70.000 €

219.513 €

289.513 €

45

58.000 €

120.828 €

178.828 €

50

46.000 €

60.891 €

106.891 €

55

34.000 €

26.137 €

60.137 €

La tabla anterior de forma gráfica:

El paso del tiempo es tu mayor aliado

Si comienzas a invertir pronto, el efecto del interés compuesto tiene mucho más tiempo por delante para trabajar. Y cuando lo tiene, es muy efectivo. En el resultado final de la inversión donde se empieza a los 20 años, la cantidad total de beneficios generados tiene muchísimo más protagonismo que la cantidad total invertida.

Sin embargo, si empiezas a invertir tarde, aunque puedes recuperar parte del tiempo perdido aumentando el dinero invertido o consiguiendo rentabilidades superiores, el efecto del interés compuesto apenas tiene tiempo para lucirse. En el resultado final de la inversión donde se empieza a los 55 años, la cantidad total de beneficios generados se queda incluso por debajo de la cantidad total invertida.

Así que, si dispones de tiempo por delante, ¡aprovéchalo! ¡Observa cómo se inclina la curva!

El poderoso efecto del interés compuesto en la inversión

Cuatro carteras modelo con fondos indexados comercializados en España

Invierte con Indexa Capital: La forma más sencilla y cómoda de empezar

indexa capital

Si quieres invertir con fondos indexados sin la más mínima dificultad, Indexa Capital te puede venir como anillo al dedo, robo advisor que invierte por ti.

Haciéndolo por tu cuenta a través de los brókers anteriores surge un pequeño inconveniente, tienes que crearte tú mismo la cartera según un asset allocation inicial y realizar los reajustes necesarios con posterioridad. Aunque en realidad, la tarea de crear una cartera de fondos indexados no es para nada compleja, mucho menos su mantenimiento, puede que al principio te veas sumido en un mar de dudas.

De todo esto se encarga Indexa Capital, primer gestor de carteras de inversión indexadas automatizadas en España.

Por un módico precio, máxima diversificación y máxima comodidad.

¿Que es Indexa Capital?

Indexa Capital es un gestor automatizado de inversiones que se caracteriza por utilizar fondos indexados en sus carteras de inversión, por la gestión automatizada de las mismas y por las bajas comisiones.

En EEUU existen gestores automatizados desde hace ya un tiempo que van aumentando su cuota de mercado con el paso de los años. Los más conocidos son Betterment y Wealthfront. Entre ambos gestionan más de ¡10.000 mil millones de dólares!

Y en España acaban de empezar.

El primero de la clase es Indexa Capital que en sus primeros 3 años ya gestiona más de 150 millones de Euros, superando todas sus expectativas.

¿Cuál es la seguridad de invertir con Indexa Capital?

Indexa Capital es quien gestiona tu cartera, pero para mayor seguridad, tus inversiones se encuentran custodiadas por un tercero en una cuenta de valores a tu nombre en Inversis Banco. Este es un banco especializado en inversión, y pertenece a uno de los grupos bancarios con mayor solvencia de Europa, el Grupo Banca March.

Que la cuenta de valores esté a tu nombre significa que no forma parte del balance del banco. Tu cartera siempre será tuya independientemente de cualquier situación que se produzca en él.

Además, el importe en efectivo que Indexa Capital mantiene en tu cuenta corriente de Inversis (alrededor del 1% de tu cartera) está garantizado hasta 100.000 € por el fondo de garantía de depósitos.

Por otra parte, Indexa Capital es una entidad autorizada y supervisada por la CNVM, la cual se encarga de velar por tus intereses como inversor, y también está adscrita al Fogain, entidad ésta que tiene por objetivo ofrecer a los clientes de agencias de valores (como Indexa) la cobertura de una indemnización de hasta 100.000 € por titular en caso que alguna de estas entidades entre en una situación de concurso de acreedores.

¿Cómo funciona Indexa Capital?

Todo empieza con un test para determinar tu perfil de riesgo.

Este test consiste en 10 simples preguntas, y tus respuestas ayudan a Indexa a formarte una cartera de fondos indexados en función de la capacidad y tolerancia que tengas para asumir riesgo.

La capacidad de asumir riesgo tiene que ver con tu edad, tu situación financiera y tu patrimonio; y la tolerancia de asumir riesgo, con la actitud y experiencia que tengas ante las situaciones más complicadas que se dan en los mercados.

Si estás dispuesto a asumir más riesgo, tendrás una cartera donde la renta variable será la protagonista (las oscilaciones en tu cartera serán más pronunciadas pero a cambio de poder conseguir más rentabilidad a largo plazo), en cambio, si te muestras más reticente a asumir riesgo, la protagonista será la renta fija (tu cartera se comportará de una manera más estable pero a cambio de un menor potencial de rentabilidad a largo plazo).

Una vez finalizas el test, Indexa te asigna una cartera de las diez que tiene clasificadas del 1 al 10 (de menor a mayor riesgo) y también te muestra un pequeño informe sobre la rentabilidad esperada de la cartera y otros datos de interés.

¿Cómo están formadas las carteras en Indexa Capital?

A pesar de que Indexa tiene una cartera modelo por cada uno de sus diez perfiles de riesgo, todas tienen en común la diversificación.

Una primera diversificación es la que hacen distribuyendo tu dinero entre renta fija y renta variable.

A su vez, dentro de cada activo también diversifican empleado distintos fondos indexados. En las carteras para inversores con poca tolerancia al riesgo (con más renta fija) se emplean varios fondos indexados según el tipo de bonos donde invierten (bonos de empresas europeas, bonos de gobiernos europeos o bonos ligados a la inflación del Euro), y en las carteras para inversores con mayor tolerancia al riesgo (con más renta variable) se emplean varios fondos indexados según la localización geográfica de las acciones (EEUU, Europa, Japón o países emergentes).

Ninguna de las diez carteras es 100 % renta fija o 100 % renta variable. Intentan diversificar también en los perfiles más marcados.

Distribución de mi cartera con Indexa Capital Abril 2019

Distribución de mi cartera con Indexa Capital Abril 2019

¿Cómo se gestionan las carteras en Indexa Capital?

Los fondos indexados de las carteras parten de una distribución inicial (columna Objetivo de la imagen anterior) y en función de cómo vaya cambiando por la evolución de los mercados, desde Indexa van haciendo una serie de ajustes automáticos para devolverla a su asignación inicial.

El principal ajuste que hace Indexa es el rebalanceo, y se efectúa de forma automática cuando cualquier fondo de tu cartera supera en más de un 3% la asignación fijada inicialmente. En este caso se vende el excedente traspasando hacia otro u otros fondos que estén por debajo de su asignación inicial.

Y lo mismo ocurriría en la situación contraria. Es decir, cuando un fondo esté por debajo un 3 % de su asignación inicial, se compra más para que vuelva a su asignación inicial, traspasando desde otros fondos o empleando el efectivo que tengas en la cuenta corriente procedente de las aportaciones de ahorro que hayas hecho.

¿Cuáles son los gastos de invertir con Indexa Capital?

Además de la comisión de gestión de los fondos indexados, que de media es un 0,21 % anual (muy baja por el hecho de emplear fondos de clase institucional, a nivel particular no tendríamos acceso a ellos), existen dos comisiones más.

Una es la comisión que te aplica Indexa Capital por gestionar tu cartera, y la otra es la comisión que te aplica Banco Inversis por tener custodiada tu cuenta de valores.

La comisión de Indexa tiene varios tramos en función del dinero que inviertas:

  • Hasta 100.000 €: 0,45% anual del valor total de la cartera.
  • De 100.000 € a 500.000 €: 0,40% anual del valor total de la cartera.
  • De 500.000 € a 1.000.000 €: 0,30% anual del valor total de la cartera.
  • De 1 millón de euros a 5 millones: 0,25% anual del valor total de la cartera.
  • Más de 5 millones de euros: 0,15% anual del valor total de la cartera.

En cuanto a la comisión de Inversis, es la siguiente:

  • 0,18 % anual del valor total de la cartera.

Por lo que se refiere a la forma de cobro de las comisiones, la de Indexa e Inversis es trimestral (y de forma proporcional) de la parte de efectivo de tu cuenta de Banco Inversis que Indexa abre a tu nombre. Y la comisión de gestión de los fondos se deduce de forma diaria (también de forma proporcional) del valor liquidativo de las participaciones de los fondos.

Resumiendo, por invertir con Indexa Capital tienes tres comisiones.

Una es la comisión de gestión de los fondo indexados (de media 0,21 % anual aunque puede variar un poco en función de los fondos que utilices), otra es la comisión de Indexa por gestionar tu cartera (0,45 % anual para carteras menores de 100.000 €) y la última comisión es la de Inversis por tener custodiada tu cuenta de valores (0,18 % anual). Las tres hacen un total de un 0,84% anual.

La rentabilidad de mi cartera con Indexa Capital Abril 2019

La rentabilidad de mi cartera con Indexa Capital Abril 2019

Aprovéchate de mi Plan Amigo de Indexa Capital

Indexa Capital tiene un Plan Amigo que consiste en que una vez te hagas cliente, por cada amigo tuyo que invites y empiece a invertir, os ahorráis ambos la comisión que aplica Indexa a los primeros 10.000 € durante un año. ¡Y no hay límite de amigos! Puedes invitar a tantos amigos como quieras. Si invitas a dos amigos, tendrías 20.000 € disponibles sin comisiones Indexa durante un año, y así sucesivamente.

Si te interesa lo que hace Indexa Capital e inviertes a través de mi Plan Amigo, te ahorrarás el 0,45 % de 10.000 € (hasta 45 €). Los únicos costes que te supondrían invertir con Indexa el primer año serían el 0,18 % anual que cobra Inversis y las comisiones de gestión de los fondos indexados, de promedio un 0,21% anual.

A continuación te dejo el enlace de mi Plan Amigo por si consideras invertir con Indexa Capital (tan solo partiendo de una cantidad mínima inicial de 1.000 €) y los dos tengamos la posibilidad de invertir hasta 10.000 € sin comisiones Indexa durante un año (adicionalmente yo también recibiría una remuneración en concepto de publicidad).

Si deseas saber más sobre Indexa Capital consulta su listado de pregunta frecuentes.

Y si deseas conocer más opiniones de clientes de Indexa Capital haz clic aquí.

Si finalmente decides invertir con Indexa, me gustaría agradecértelo (más información en el Ebook que tienes disponible por suscribirte al blog).

Libros, blogs y herramientas recomendadas para que sigas aprendiendo

Si tienes alguna duda o sugerencia sobre mi GUÍA para Invertir en Bolsa con Fondos Indexados no dudes en dejar un comentario más abajo.

Si te ha gustado el artículo, compártelo en las redes sociales.

Sobre mí:

Sergio Yuste Teruel

Sergio Yuste gestionpasiva.com

Asesor Financiero, asociado nº 13228 de EFPA (European Financial Planning Association).

Apasionado de los Mercados Financieros y del Marketing Digital.

¿Quieres saber más sobre mí? Haz click aquí.

También me puedes encontrar en Twitter y Linkendin.

  • Hola, es cualquier momento bueno para entrar en fondos indexados O comprar en ciertos momentos penaliza el comienzo de la inversión ?

  • Hola Sergio,
    Lo primero, gracias por tu e-book y blog, me ha aclarado y enseñado bastante sobre esta forma de inversión.
    Estoy iniciándome en este mundillo de la Gestión Pasiva, y de momento, antes de empezar a invertir (acabo de abrir cuenta en BNP), estoy empapándome con toda la información que voy encontrando, blog, libros,… en uno de los que recomiendas desde tu e-book, “Cómo invertir en Bolsa a largo plazo partiendo de cero”, el autor NO recomienda los Fondos de inversión, y da un mayor peso al invertir en un determinado número de empresas (diversificando las mismas claro está).
    ¿Crees que ésto es así?
    Las razones que da, cuanto menos me hacen dudar sobre la inversión en fondos de gestión pasiva.
    Muchas gracias, un saludo.

    • Hola Fran,

      Muchas gracias por tus palabras.

      En cuanto a tu consulta, mi opinión es que cada blogger barre para su casa 🙂

      Yo creo que los fondos de gestión pasiva son los adeucados para la amplia mayoría de ahorradores o inversores particulares de este país. Esto no quita que una pequeña minoría invirtiendo en acciones individuales pueda obtener resultados superiores a los índices. Pero para que te hagas una idea, si solo una parte muy pequeña de invesores profesionales lo consiguen, imáginate un inversor particular que empieza en esto…

      https://www.gestionpasiva.com/fondos-de-inversion-de-gestion-activa/

      Invertir con acciones individuales, primero, te tiene que gustar, y segundo le tienes que dedicar tiempo a analizar empresas (cuentas anuales y negocios), sectores, economía, etc. Y hacerlo de forma correcta. Y una vez analizado las posibilidades de inversión, también se te tiene que dar bien invertir a contracorriente y a veces durante mucho tiempo (es la única manera de superar a los índices) y esto no lo hace cualquiera.

      Con todo esto no te quiero quitar la ilusión, pero te advierto es díficil. Al principio se cometen muchos errores, aunque esta es la mejor manera de aprender. Por eso, también es importante empezar poco a poco.

      Un saludo!

  • Hola Sergio,
    Muchas gracias por tu gran trabajo de calidad aportado a la comunidad.
    Tengo una duda respecto a la interpretación de los datos de rentabilidad de los diferentes estudios que has presentado. ¿ Cómo interpretas que la rentabilidad TWR sea siempre mayor que la MRW en todos los casos?
    Gracias de nuevo

    • Hola Pedro,

      Lo que comentas se debe al momento en el que se empieza a invertir, y también a la cantidad con la que se empieza.

      En el estudio de las cuatro asignaciones de cartera entre entre RV y RF, se empieza a invertir con 10.000 € en un periodo alcista (1993).

      Sin embargo, en el ejemplo del punto 3 del apartado “Invierte todos los meses ignorando lo que haga la Bolsa”, donde se empieza con 200 € al inicio de un periodo de bajista (2008), ocurre todo lo contrario, la rentabilidad MWR es mayor a la TWR.

      Un saludo,

  • También esta en BNP el IE00B246KL88 (Vanguard Global Bond Index Fund Investor EUR Hedged Accumulation), renta fija a largo pazo que invierte en gobiernos europeos, el truco para que aparezca en el buscador de fondos, es elegir fondos no traspasables, sin mínimo de entrada en esta entidad por la cuenta Omnibus. Imagino que al tener un mínimo de 500.000 euros, no tendrá el mínimo de participes requeridos para que se pueda traspasar.

  • ¡Felicidades por esta fantástica obra! ¡me ha encantado!

    Tenía la siguiente duda… actualmente voy invirtiendo con BNP en una cartera muy agresiva. Estaba pensando en abrir otra, mucho más conservadora, 30 / 70 aprox…
    ¿Crees que tiene sentido abrir una cuenta con otro banco, como Self-Bank, y así diversificar también en entidades? ¿O podemos confiar plenamente en BNP y abrir una segunda cuenta con ellos?

    ¡Muchas gracias!
    Gonzalo

    • Hola Gonzalo,

      Tiene sentido abrir otra cuenta con otro broker. No está de más diversificar. Yo utilizo Renta 4 y BNP Paribas. 😉

      Un saludo,

  • Hola
    el fondo de renta fija de vanguard es este?IE00BGCZ0933

  • Hola:

    Estaria bien que publicaradas la ” GUÍA para Invertir en Bolsa con Fondos Indexados – GestionPasiva.com” en formato ePub para poder ir leyéndola en el Ebook.

    ¡Un Saludo!

    • Hola Andromeda,

      Gracias por tu sugerencia.

      He intentado publicarla también otros formatos, pero al tener muchas tablas, imágenes, gráficos y enlaces (tanto internos como externos), lo que viene a ser de “formato fijo”, no ha habido forma de quedase de la manera que ha quedado en formato PDF. Si solo hubiese contenido texto no habría ningún problema en adaptarla en otros formatos, pero no es el caso. Me quedaba todo muy desordenado y los enlaces inutilizados. Desconozco si hay alguna forma de realizarlo correctamente 🙂
      Un saludo,

  • Uso de cookies

    Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR

    Aviso de cookies
    >